Add TAGS to your cases to easily locate them or to build your SYLLABUS.
Please SIGN IN to use this feature.
http://lawyerly.ph/juris/view/c2419?user=fbGU2WFpmaitMVEVGZ2lBVW5xZ2RVdz09
[EL PUEBLO DE LAS ISLAS FILIPINAS](http://lawyerly.ph/juris/view/c2419?user=fbGU2WFpmaitMVEVGZ2lBVW5xZ2RVdz09)
{case:c2419}
Highlight text as FACTS, ISSUES, RULING, PRINCIPLES to generate case DIGESTS and REVIEWERS.
Please LOGIN use this feature.
Show printable version with highlights

[ GR No. 34226, Oct 09, 1931 ]

EL PUEBLO DE LAS ISLAS FILIPINAS +

DECISION

G.R. No. 34226

[ G.R. No. 34226, October 09, 1931 ]

EL PUEBLO DE LAS ISLAS FILIPINAS, QUERELLANTE Y APELADO, CONTRA FLORENTINO BAUTISTA TINOY, ACUSADO Y APELANTE.

D E C I S I O N

AVANCEƃ'A, C.J.:

El apelante fue condenado por el Juzgado inferior por el delito de lesiones cometido en la persona de Manuel Co Chao a 2 años, 4 meses y 1 dia de prision correccional, a indemnizar al ofendido en la cantidad de P100.00, con la prision subsidiaria en caso de insolvencia, y a pagar las costas.

El ofendido Manuel Co Chao tenia un restaurant en la esquina de las calles G. Tuason y Economia en esta Ciudad de Manila. El 13 de marzo de 1930 el apelante tuvo una disputa con la esposa del ofendido y, habiendo este intervenido, fue retado por el apelante a una pelea, que el ofendido no acepto. Al dia siguiente el apelante y algunos compañeros se presentaron en el restaurant del ofendido y despues de haber comido trataron de retirarse sin pagar. Cuando el ofendido le requirio el pago de lo que habian comido, el apelante le tiro una piedra que hizo blanco en su ojo izquierdo. El ofendido por consecuencia de este golpe perdio la vista de este ojo, habiendo gastado por su curacion la cantidad de P100.00.

El apelante admite estos hechos, pero alega que obro en legitima defensa por que el ofendido y otro llamado Concepcion, empleado del establecimiento, le acometieron y fue entonces cuando el tiro la piedra al ofendido tocando en la cara.

Todos los errores señalados por la defensa del apelante en esta instancia se refieren solamente a la apreciacion de las pruebas. Despues de haber estudiado estas pruebas y considerado las alegaciones de la defensa hallamos que no ha sido establecido suficientemente que el apelante obro en legitima defensa.

Se confirma la sentencia apelada, entendiendose condenado el apelante ademas a las accesorias de ley, con las costas.

Transcurridos diez dias desde la promulgacion de esta decision, dictese sentencia definitiva a tenor de lo resuelto y, a los cinco de dictada devuelvanse los autos al Juzgado de su origen.

Asi se ordena.

tags